Header Ads

¿Qué se necesita para interpretar música a la lengua de signos?

Ken Robinson es un aclamado pedagogo y escritor británico, Doctor por la Universidad de Londres. En 1998  llevó a cabo una investigación conocida como "Informe Robinson" que tuvo un gran impacto, no solo en su país sino en todo el mundo, ya que el informe denunciaba el escaso papel que hasta entonces se le había dado a creatividad en la educación pero la gran importancia que tiene para nuestro futuro. Sir Ken Robinson dice que "la creatividad es tan importante en educación como la alfabetización, y deberíamos darle el mismo estatus". Su conferencia "¿matan las escuelas la creatividad?" es una de los más brillantes ejercicios de oratoria que jamás he visto.

Sir Ken Robinson (foto: Sebastian ker Burg, CC BY-SA 2.0 vía Wikicommons)

Pues bien, en el Sistema Educativo Español, la educación artística dista bastante en cuanto estatus de la enseñanza de otras materias como las matemáticas o las ciencias. Por ejemplo, en Educación Primaria, a pesar de que el sentido artístico y la creatividad es uno de los principios generales del currículo, el artículo 8 del currículo básico señala que la educación artística es una asignatura optativa que compite con otras como inglés o religión.

No obstante este bajo estatus en el Sistema Educativo Español, la creatividad y educación artística no puede ser ajena al alumnado sordo y, por supuesto, esto incluye la educación musical. En Internet se pueden encontrar cientos de vídeos de canciones traducidas o interpretadas en lengua de signos y cabe esperar que las escuelas con alumnado sordo también pongan en práctica actividades de interpretación de canciones en lengua de signos.

"Hecho con tus sueños" interpretada por alumnado oyente del Colexio Atlántida, con más de medio millón de visualizaciones.

¿Qué se necesita para interpretar canciones en lengua de signos? Seguramente es un tema bastante complejo de abordar pero creo que Molly Bartholomew nos da una pista muy interesante que hasta ahora probablemente no habíamos tenido en cuenta.

Interpretación por Molly Bartholomew de la canción Hello de Adele.

Molly es una intérprete de lengua de signos americana especializada en interpretación artística. Hace años que trabaja interpretando conciertos para personas sordas y sus vídeos en Internet tienen miles de visualizaciones. Molly dice, entre otras cosas, que empezó a aprender solfeo y a tocar la flauta desde los cinco años de edad. Para preparar la interpretación a lengua de signos de una canción, dedica una gran cantidad de horas a estudiar la letra de la canción, a la traducción y a la práctica.

Conocimiento del lenguaje musical

Ésta podría ser una clave importante para la interpretación musical en lengua de signos: ni más ni menos que el conocimiento musical en el sentido más amplio. Ritmo, melodía, armonía, altura, escala, etc. Sabemos que es preferible y deseable que las intérpretes de lengua de signos se especialicen en determinados ámbitos. Por ejemplo, una intérprete que haya estudiado Derecho, posiblemente tendrá más facilidad para interpretar las clases de esta carrera universitaria. De la misma manera, sería deseable que los profesionales docentes y de la interpretación en lengua de signos en el contexto educativo con alumnado sordo tuvieran conocimientos musicales, claro está, acordes al nivel educativo.

Éste es el vídeo en el que Molly explica su trabajo de interpretación artística (en lengua de signos americana y subtítulos en inglés que se activan al quitar el sonido):


Excelente dominio en lengua de signos

Siguiendo con Molly, ella nos da otra pista sobre lo que se necesita para interpretar música a cualquier lengua de signos y no es otra que un excelente dominio en lengua de signos. Molly está cualificada oficialmente en el Registro de Intérpretes para Personas Sordas de la Certificación Nacional de Intérpretes (RID) en Estados Unidos desde el año 2009 y la primera canción signada que subió a YouTube es del año 2014, por lo que es fácil adivinar que ya contaba con más de diez años de conocimiento y experiencia con la lengua de signos en aquel momento.

Porque, tan importante es saber qué es una corchea como dominar los clasificadores en lengua de signos, sus recursos estilísticos, la simultaneidad, el espacio, la metáfora visual, el ritmo signado, la mirada concordante o su función cinemática, entre otros. Todo ello es difícilmente asimilable en alguien que lleva unos pocos años aprendiendo lengua de signos apenas unas horas semanales, salvo para, probablemente, interpretar canciones infantiles sencillas y repetitivas. Un último buen ejemplo con Molly para terminar:


No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.